Amor por las naranjas…

El jardín de las Hespérides. Según la mitología, era un maravilloso huerto repleto de naranjos, las «manzanas de oro», vigilado por tres ninfas de los árboles frutales.

«The Garden of Hesperides» -1894 obra de Ricciardo Meacci pintor italiano de la escuela del «Purismo» que estuvo bajo la influencia del movimiento «Prerrafaelita».

citricos_jardin_hesperides

En el IV a.C. aparecen referencias sobre esta fruta a través de los escritos de Teofastro, discípulo de Aristóteles, en una obra titulada «Historia de las plantas», donde describe más de 500 especies que fueron descubiertas en los viajes de Alejandro el Magno durante la conquista de Asia.

Teofastro la llamaba «manzana médica» por sus propiedades medicinales. Virgilio (70-19 a.C.) fue el primer escritor latino en mencionar el cidro, y en destacar sus características medicinales antirreumáticas, entre otras propiedades.

El médico y botánico griego Dioscórides, alrededor del año 60 o 70 d.C., en su obra «Materia Médica» describe las propiedades medicinales del fruto y la semilla de la naranja, y también Galeno de Pérgamo -año 130-210 d.C hace mención de ellas, recomendando la corteza de la naranja como tónico estomacal.

Así, Columela siglo I d.C. en su obra «Historia Natural», habla sobre características, cultivo y propiedades del cidro. También Palladio -siglo IV d.C., en su obra «Tratado de Agricultura», explica las labores agrícolas del cidro, reproducción, trasplante, poda, riego y abonado.

l naranjo dulce –Citrus × sinensis fue introducido en Europa en los siglos XV-XVI.​ Desde hace miles de años, en el sur de China se llevaba a cabo el cultivo del naranjo y posteriormente se expandió por todo el sudeste asiático. Se cultivaba como árbol ornamental y también para obtener fragancias de sus frutos. La ruta de seda fue la causante de la propagación del naranjo por todo el Oriente.

A comienzos del siglo XVI hay referencias de que el naranjo dulce ya está establecido en Europa y que ha alcanzado importancia comercial en el sur, pero no se han encontrado referencias entre los siglos X y XV .

Historias varias…

El fruto del naranjo tenía gran simbolismo en muchos países asiáticos.

En la antigua China, cuando un joven hacía una ofrenda de naranjas a la novia, significaba una petición de mano…
En Vietnam, las numerosas pepitas de la naranja simbolizaban fecundidad, y puesto que era necesario una pareja para producirla, era costumbre ofrecer presentes de naranjas a las parejas jóvenes, pues en su ideario del amor una persona aislada no está completa, le falta su «media naranja».

La expresión «media naranja» proviene de la obra de Platón escrita sobre el año 350 a.c. titulada “ El Banquete ” o El simposio donde muestra una de las historias mitológicas del poeta Aristófanes. Narra que los humanos tenían forma esférica, como las naranjas; poseían dos caras, cuatro brazos y cuatro piernas; y estos seres podían ser de tres clases: uno compuesto de mujer y mujer, otro de hombre y hombre, y un tercero de hombre y mujer al que llamaban «andrógino». Todos ellos se consideraban seres superiores, perfectos, por lo que, creyéndose dioses, se volvieron vanidosos, enfrentándose a los dioses del Olimpo.

Zeus, los castigó con su rayo, partiéndolos por la mitad. Desde entonces, estos «medios seres» incompletos, los seres humanos, de sólo una cara, dos brazos y dos piernas, nos vemos condenados a vagar por la tierra buscando «nuestra otra mitad,» nuestro complemento inseparable, nuestra «media naranja»...

Los azahares

Los árabes, tenían la tradición que las novias portasen flores de azahar en las bodas, fueron quienes introdujeron esta costumbre en Europa, junto con una hermosa leyenda:
«En la Península Ibérica, un árbol de naranjo era un privilegio real, nadie más podía poseerlo ni disfrutar de su belleza ni su aroma. En una ocasión, un embajador francés fascinado por las flores del naranjo, intentó sobornar sin éxito al fiel jardinero real para que le vendiera un esqueje. Entonces, la hija del jardinero, que deseaba casarse pero no disponía de dinero, aprovechó la ocasión y aceptó el soborno, vendiéndole un brote de aquellos bellísimos árboles. La joven, como señal de gratitud al naranjo que ayudó a materializar su deseo, el día de su boda adornó su cabeza con una guirnalda de flores de azahar. Desde entonces, comenzó a extenderse entre las novias la costumbre de portar flores de azahar en sus bodas, como un talismán para atraer la felicidad».

Las vemos en las grandes obras de arte…

jan-van-eyck-el-matrimonio-arnolfini-1434-detalle-naranjasDetalle de la obra «El matrimonio Arnolfini» de Jan van Eyck- 1434 detalle de las naranjas en la ventana … algo costoso… por eso las pintaban para dar idea del «bienestar social» que gozaba la pareja.

La primavera de Botticelli -La pintura que data de alrededor del 1482, se conserva en la Galería de los Uffizi– Florencia-Italia. Inspirado en el particular Jardín de Boboli,- Botticelli, “describe” un bosque rico en naranjos y flores,

botticelli-primavera

Producto caro…

Los libros de cocina medievales cuentan exactamente cuántos gajos de naranja tenía derecho un dignatario de visita.

Pronto, la naranja se convirtió en la moda de la nobleza y de comerciantes ricos.

La Orangerie

Francia tuvo su gran amor por las naranjas: la primera Orangerie fue construida y aprovisionada por Carlos VIII de Francia en el castillo de Amboise.​

Pero sería con Luis XIV que lograrían la renombrada Orangerie en Versalles

Vue_aérienne_du_domaine_de_Versailles_par_ToucanWings_-_Creative_Commons_By_Sa_3.0_-_094

Construida por Jules Hardouin-Mansart entre 1684 y 1686 para reemplazar a la pequeña orangerie edificada por Le Vau en 1663.

Lugar de gran belleza arquitectónica y paisajística al lado del Palacio de Versalles, en un nivel más bajo. Desde lo alto de las escaleras se puede ver un conjunto que deja maravillado al espectador por su amplitud y geometría de sus líneas… aunque desde el apartamento de la reina en el primer piso, se tiene la mejor perspectiva.

Para la creación de los jardines, fueron necesarios enormes movimientos de tierra y de árboles que llegaron en carros desde todas las provincias de Francia. Miles de hombres participaron en esta vasta empresa.

Los jardineros franceses fueron capaces de hacer florecer árboles de cítricos durante todo el año, para el deleite de Luis XIV.

1055 árboles en cajas: palmeras, adelfas, granados, limoneros y naranjos de España, Portugal e Italia  que dieron su nombre al lugar, en invierno, dentro del edificio para protegerlos del frío.

El Estanque de los Suizos

La Orangerie no sería la misma sin el Estanque de los Suizos, ellos fueron, la Guardia Suiza, los que lo excavaron,  amplía la perspectiva de los jardines, dando la sensación de amplitud. Con la tierra que se retiró, se creó la Huerta del rey.

Junto con el Gran Canal, este estanque, también fue escenario de fiestas náuticas durante el Antiguo Régimen.

La rechazada obra de Bernini!!!

De no creer …pero cierto…

XIR156746
 

El 14 de noviembre de 1685, Luis XIV vio la estatua por primera vez en la Orangerie… la declaró una abominación y ordenó que fuera destruida. Lo convencieron que eso era una exageración, en septiembre de 1686, fue trasladada en el lado más alejado de la recién construida Cuenca Neptuno.

En el extremo sur, se instaló la estatua ecuestre de Bernini, que representa al rey Luis XIV, pero transformada más tarde en Marcus Curtius por François Girardon…el rey, que se encontraba más a gusto con este personaje…

800px-Louis_XIV_sous_les_traits_de_Marcus_Curtius,_Le_Bernin,_modifiée_par_Girardon_-_DSC_0856

Por 1702, Marcus Curtius, el héroe romano, se trasladó al final del lago de la Guardia Suiza. La estatua se colocó cerca de la piscina, que simboliza el abismo en el que se arroja Marcus Curtius actualmente allí hay una copia, la original dentro de la Orangerie.

En la Música…

220px-Sergei_Prokofiev_02

«El amor de las tres naranjas» es una ópera satírica en cuatro actos y un prólogo con música y libreto de Serguéi Prokófiev su Opus el 33. También se conoce por su título en francés L’amour des trois oranges.

Se estrenó en Chicago el 30 de diciembre de 1921​, en el Teatro Auditorium, con el compositor mismo en el podio. Tuvo su primera producción en ruso en Petrogrado -hoy San Petersburgo en 1926 y desde entonces ha entrado en el repertorio estándar de muchas compañías de ópera usando un libreto en francés traducido del original ruso basado en la obra italiana L’amore delle tre melarance de Carlo Gozzi.

La ópera fue el resultado de un encargo durante la exitosa primera visita de Prokofiev a los Estados Unidos en 1918.

Después de exitosos conciertos en Chicago que incluyeron su Primera Sinfonía, el director de la Asociación de Ópera de Chicago, Cleofonte Campanini, le pidió escribiera una ópera. El libreto fue adaptado por Prokofiev. La adaptación modernizó e introdujo una dosis de Surrealismo. Debido al escaso conocimiento que Prokofiev tenía del inglés, y considerando que el ruso hubiera resultado inaceptable para el público estadounidense, la versión inicial se pasó al francés, con la posible ayuda de la Vera Janacopoulos, como L’Amour des trois oranges.

Probablemente la pieza más conocida de la ópera es la «Marcha», que se usó por la CBS en la serie The FBI in Peace and War que fue retransmitida en 1944.

Prokofiev también cita la marcha en el Acto II de su ballet Cenicienta -Op. 87

También hay una Guerra …

La guerra de las Naranjas fue un breve conflicto militar que enfrentó a Portugal contra Francia y España en 1801 .

Napoleón conminó a Portugal para que rompiera su alianza tradicional con Inglaterra y cerrara sus puertos a los barcos ingleses. La campaña militar apenas duró dieciocho días entre mayo y junio de 1801. En ella, un ejército español al mando de Godoy ocupó sucesivamente una docena y media de poblaciones portuguesas, entre ellas Arronches, Castelo de Vide, Campo Maior, Portalegre, Olivenza y Juromenha.

La paz se firmó en Badajoz el 6 de junio -Tratado de Badajoz, devolviéndose todas las plazas conquistadas a Portugal con la excepción de Olivenza y su territorio, que ya era un viejo contencioso fronterizo entre los dos países. Aprovechando la ocasión y la geografía, tampoco se devolvió Vila Real -Villarreal, que no pertenecía a Olivenza, sino a Juromenha. La línea divisoria entre España y Portugal se fijó en aquella zona utilizando el curso del río Guadiana, «de facto sino de iure» ya que subsisten cuestiones sobre la posesión del territorio.

cc1940745c5db64e1c93ff3afcb0f7fb

Recibió el nombre: La guerra de las Naranjas, debido al ramo de naranjas que Godoy hizo llegar a la reina María Luisa cuando sitiaba la ciudad de Elvas.

Un perfumado Cointreau para un buen brindis!

Extrait_de_dépôt_de_marque_de_TRIPLE-SEC_1885

La destilería Cointreau fue fundada en 1849 rue Saint-Aubin en Angers por los hermanos Adolphe y Édouard-Jean Cointreau. En 1857, aprovechando el éxito de sus diversos licores, la empresa trasladó su sitio de producción a Quai Gambetta, a orillas del Maine .

Édouard Cointreau inventó un nuevo proceso de destilación en 1875 para obtener un triple sec. El licor Cointreau es el éxito definitivo de la empresa. Ganó numerosas medallas y se benefició con una campaña publicitaria innovadora: un anuncio cinematográfico producido por los Lumière .

Cointreau es la primera marca de »  triple sec  « registrada. En la década de 1940, labrió una tienda en la avenue des Champs-Élysées de París y exportó a Estados Unidos, primer mercado de licor de naranja. En 1969, la dirección decidió trasladar los 20 tanques de destilación cerca de Angers, a la nueva planta en Saint-Barthélemy-d’Anjou . En 1989, se produjo una fusión con los coñacs Rémy Martin para dar a luz a Rémy Cointreau . Las cáscaras de naranja utilizadas en la producción provienen de Brasil para el amargo y de Francia para el dulce. En 1993, se producían 30 millones de botellas cada año en Angers, el 93% de las cuales estaban destinadas a la exportación.

Museo Cointreau

La destilería está parcialmente abierta al público. Un museo inaugurado por 150 aniversario de la empresa en 1999. El llamado «Le Carré Cointreau» , presenta más de 3.000  m 2 y cerca de 4.000 documentos y objetos expuestos.

El sutil aroma de la naranja, la majestuosa sala de alambiques de cobre que revelan todas las etapas de producción antes de pasar al museo, terminando la visita en el bar con una degustación.

Un bello bodegón español

«Limones Naranjas y una rosa» de Francisco Zurbarán – 1633- obra con un fuerte sentido religioso…

Francisco_de_Zurbarán_-_Still-life_with_Lemons,_Oranges_and_Rose_-_WGA26062

Colores oscuros con fuertes contrastes de la pintura barroca.

Una simple mesa marrón, fondo negro, limones y naranjas… y la delicadeza de una rosa.

María es «Rosa sin espinas», el cáliz en una placa de zinc podría señalar a Cristo, el agua en él al bautismo. Las naranjas con sus hojas y delicadas flores de azahar, un símbolo de la vida terrenal en una canasta. Los limones, sobre una placa de plata…relación con la liturgia.

Una pintura meditativa como una declaración de» amor a la vida», ya sea la terrenal o sobrenatural contra un fondo tenebroso como la muerte.

El pintor debe haber tenido una relación especial con esta imagen puesto que es la única obra que firmó.

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s